jueves, 24 de julio de 2014

El Tigre, sábado 19 de julio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy
Colaboracionismo y PSUV contra La Salida

Ese simple hecho, patente desde hace pocas semanas bastaría para acreditar el valor del movimiento patriótico denominado ¨La Salida¨, que vigente desde el pasado 12 de febrero permitió exponer ante Venezuela y el mundo la naturaleza tiránica del socialismo gobernante y la identidad de un sector político que haciéndose llamar demócrata se dedica en tanto a garantizar la permanencia del régimen político en el poder bajo la fútil excusa de procurar una imposible rectificación.

Tal exposición política, primero del socialismo, derivada de una violencia de estado nunca vista en la Venezuela contemporánea, y luego del colaboracionismo criollo, certificada por un discurso que pretende justificar la antedicha barbarie, solo tiene un justo parangón en el impacto mundial generado por la ¨Masacre del Silencio¨ el 11 de abril de 2002, trágico evento igualmente causado por la naturaleza homicida del socialismo cuando es gobierno, siempre en su afán de perpetuarse en el poder.

Pero a diferencia de aquel tiempo, es solo ahora cuando sale a la luz y en toda su intensidad, la ¨Quinta columna¨ seudodemócrata, gran responsable por la permanencia socialista luego de aquella masacre. Porque son esos  mismos dirigentes ¨demócratas¨ que ayer convalidaron por acción u omisión el sistema comicial fraudulento del PSUV, garante de todas las ¨victorias¨ comiciales de la tiranía desde el RR de 2004, los que hoy públicamente repudian ¨La Salida¨ como alternativa a su  electoralismo rastrero.

Pero han pasado ya 12 años desde aquel horror, suficientes como para entender  necesario el restablecimiento de la democracia por cualquier vía consagrada en la Carta Magna, pero a sabiendas que el PSUV jamás entregará el poder voluntariamente, pues tal es su naturaleza.

De allí entonces el deslinde entre los traidores, y los patriotas. Los venezolanos negados a seguir el ejemplo de la isla-cárcel Cuba, en modo alguno esperamos congraciarnos con el  régimen esclavista del PSUV y por ende jamás aceptaremos participar y menos aún convalidar las alternativas de cambio político derivadas de instituciones secuestradas por el socialismo, verbigracia: Todos los órganos  integrantes del Poder Público. Ese fue precisamente el camino transitado hasta hoy  por el colaboracionismo criollo de la mano del CNE- PSUV.

Pero en lo adelante, vamos a procurar que sea el Poder Constituyente, es decir el pueblo venezolano  a través de sus legítimos representantes electos en comicios auténticos, siempre mediante un árbitro electoral ad hoc, quien defina los órganos constitucionales de un régimen democrático de libertades. ¨El que se cansa, pierde¨. ORA y LABORA.
   


jueves, 17 de julio de 2014

El Tigre, viernes 11 de julio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy
El colaboracionismo bloqueando La Salida

Es un deber moral denunciarlo. Luego de 12 años bajo la gestión destructiva del socialismo en gobierno, no hay  justificación para que dirigentes del movimiento demócrata nacional persistan en su afán de llamar democracia a una tiranía y actúen  en consecuencia, como si no bastara el horror implícito en todo gobierno socialista.

Conforme lo declarado por sus voceros más calificados, para el colaboracionismo criollo la violencia politica inherente al socialismo cuando gobierna, responsable de una cantidad de exiliados, perseguidos, prisioneros, heridos y fallecidos, sobremanera los de data reciente a partir del 12 de febrero del año en curso, situación extraña a cualquier régimen democrático de libertades a nivel mundial, sería la consecuencia directa y justificada ante el movimiento de  protesta pública, pacífica y no armada, que denominado ¨La Salida¨ promueve  restaurar la efectiva vigencia de la Constitución, perdida desde el 11 de abril de 2002.

Así entonces, resulta evidente la absoluta contradicción entre la concepción política de quienes trabajan para el sostenimiento del régimen socialista en el poder y la eventual mejora de su gestión gubernativa, haciéndose llamar demócratas, y nuestra postura incontrovertible de lograr la liberación nacional empleando para ello el mancillado marco constitucional.

Como consecuencia de tan profunda divergencia, tan abismal como la existente entre patriotas y traidores, día tras día se van decantando las posiciones entre los factores del movimiento demócrata nacional. Como prueba de ello es pertinente destacar el reciente apoyo brindado por la Democracia Cristiana en Venezuela y su partido bandera COPEI, que en voz de Roberto Enríquez, presidente de la organización, informó  la incorporación de los socialcristianos al Congreso Nacional por la Reconstrucción del País.

Hacemos nuestras las palabras de la dirigente patriota María Corina Machado que en razón de la precitada alianza tuvo a bien expresar: “En este Congreso por la Reconstrucción del País, estaremos todas las expresiones ciudadanas que tenemos clara la necesidad del cambio”. FUENTE: http://acn.com.ve/copei-apoya-a-maria-corina-machado/

Cada día somos más los venezolanos trabajando con denuedo en pro de la liberación nacional. Pronto seremos tantos que nadie podrá impedirnos el paso hacia la ¨La Salida¨. El que se cansa, pierde. ORA y LABORA.
caballeropercivall@gmail.com                                                                       




jueves, 10 de julio de 2014

El Tigre, sábado 05 de julio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy
A ¨La salida¨, el socialismo se derrumba

Así mismo es. Porque ante un régimen tiránico como el gobernante en Venezuela solo cabe trabajar para salir de él, tal como lo hacen Leopoldo López desde su prisión política y María Corina Machado desde la calle, al lado del Movimiento Estudiantil, y de los miles de venezolanos, patriotas todos,  que día tras día se suman a la causa de la liberación nacional.

Porque no basta con criticar y denunciar el caos generado por el socialismo en gobierno desde hace 12 años, horror que era de esperarse pues tal es su naturaleza. Necesario es concretar  mecanismos para restaurar la efectiva vigencia de la Constitución, perdida desde aquel 11 de abril de 2002 y en tal sentido va dirigida la convocatoria al gran Congreso Ciudadano, escenario propicio para definir con diálogo y sano debate la vía más expedita para salir de la esclavitud socialista, siempre conforme a  la Ley Fundamental.

De allí entonces la necesidad de continuar sumando voluntades entre los patriotas aún confundidos por la falacia de una rectificación gubernamental del todo imposible, pues la  única alternativa válida a la tiranía socialista en gobierno  es su defenestración del poder, tal como lo enseña la historia contemporánea con sus páginas aún manchadas  de  sangre, sudor y lágrimas, la más noble ofrenda por la libertad de los pueblos diezmados por el socialismo. Ante ello no cabe sino persistir por el logro de una vía civilizada para restablecer la democracia sin los traumas impuestos por el absolutismo socialista, siempre negado a desprenderse del poder de manera voluntaria.

De nuestra parte, convencidos como estamos sobre la pertinencia de una Asamblea Nacional Constituyente, mantenemos  por basamento la necesidad de borrar todo vestigio político, jurídico y sociológico de esa doctrina de la maldad, verdadero azote de la humanidad, y así entonces la redacción de una nueva Carta Magna, justo reflejo de la voluntad soberana y democrática de un pueblo legítimamente consultado al efecto, será solo el comienzo de un retorno a la civilización, superada ya la barbarie socialista.

En tal sentido, mantenemos por norte para dicha convocatoria el más escrupuloso respeto a la voluntad popular, manifestada a través de elecciones auténticas, que ameritan de un órgano electoral ad hoc, sin descartar el apoyo internacional conducente, visto el secuestro de todos los órganos del Poder Público Nacional por parte del socialismo en gobierno  y su brazo  partidista oficial el PSUV. ¨No hay paz sin justicia, no hay justicia sin perdón¨. San Juan Pablo II, Papa de la iglesia católica (1920-2005). Ora y labora.




jueves, 3 de julio de 2014

El Tigre, sábado 28 de junio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy
Es necesario salir del socialismo

Tal imperativo determina el futuro de Venezuela como República y por ende es un deber patrio asumir plenamente el mandato consagrado en el 333 de la Carta Magna, en procura de su efectiva vigencia, perdida a manos del socialismo desde el 11 de abril de 2002.

Luego de 12 años y como era de esperarse, ningún venezolano honrado puede hoy poner en duda el fracaso de esta ideología en gobierno, sin embargo y como es su costumbre jamás entregarán el poder voluntariamente, y en tal pretensión contarán por siempre con un sector colaboracionista.

Así entonces observamos con interés recientes tratativas del socialismo y su organización partidista oficial el PSUV, exponiendo en público sus muchas miserias morales, verbigracia la ¨Carta-confesión¨ del sempiterno ministro del área económica Jorge Giordani, y los pronunciamientos políticos que a favor y en contra sigue generando tal misiva, prueba irrefutable de la muerte política de ese movimiento en Venezuela, más no de su capacidad para sostenerse en el poder a través del ejercicio de la fuerza militar y de la mentira oficialista, rasgos que lo identifican como doctrina.

En tal sentido tenemos que la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ)-PSUV,  autorizó a los militares para que participen en actos políticos como marchas y mítines, lo que implica la legalización de la Fanb como partido armado en Venezuela, lógica consecuencia del precitado final político del socialismo criollo.

En cuanto  refiere a la propaganda oficial mendaz, se nos presenta en días recientes el ¨giro de timón¨ que en materia económica pretende ejecutar el usurpador Nicolás Maduro Moros, caracterizado  por una flexibilización de los controles de cambio y precios, medidas inherentes al socialismo, tan fracasadas aquí como en todos los países donde se han aplicado,  derivando en el caos que se vive hoy en Venezuela, donde se nos mata a diario de hambre, enfermedad o a manos del hampa. Vale destacar que el socialismo es una ideología cuya naturaleza le impide rectificar, pero son duchos en ganar tiempo para esclavizar.

Por ende, es necesario salir del socialismo a la brevedad pertinente conforme a los mecanismos establecidos al efecto en la Carta Fundamental, donde la protesta pública, pacífica y no armada, pero inclusiva y generalizada, permite hacer del territorio patrio un escenario de resistencia democrática activa continua, en tiempo y circunstancia. Ningún seguidor del socialismo en Venezuela debe contar con la  paz en su conciencia en tanto el régimen tiránico se mantenga en gobierno; es responsabilidad de cada patriota venezolano el logro de tal misión. ¡Vamos por la Constituyente ¡ ORA y LABORA.



jueves, 26 de junio de 2014

El Tigre, domingo 22 de junio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy

Giordani o la razón contra el socialismo
Si algo de bueno pudiéramos extraer de este  horror que humilla a Venezuela desde el 11 de abril de 2002 es la facilidad impúdica con la que el socialismo en gobierno expone sus miserias éticas ante la opinión pública una vez caída su fachada democrática, pues solo cuentan con dinero para comprar conciencias sin dignidad y fuerza militar para constreñir a la gente  honrada.

Es el caso en nuestro país: al tiempo que la destrucción económica nacional incrementó su velocidad en esa misma medida las costuras que disfrazaban el basurero hacen su aparición con más fuerza y es en medio de ese proceso de ¨justificación¨ donde la reciente puesta en escena de Jorge Giordani y sus 25 folios de ¨Testimonio y responsabilidad ante la historia¨ no es más que otro clavo para el ataúd del socialismo.

La utilidad de esa ¨confesión¨ por parte del gurú económico de la Venezuela socialista es solo apreciable en la medida de su carácter probatorio en materia jurídica una vez lograda la  restauración de la constitucionalidad democrática, perdida desde hace 12 años, pero además concede nuevas razones para calmar nuestras conciencias al momento de reenviar  al socialismo al lugar de donde nunca debió salir: Los libros de la historia.

Esto es así por cuanto ya es harto conocido la ineficiencia gubernativa de esta ideología cuando ¨asalta¨ el poder  según su costumbre: a través de la violencia o la mentira, pero es también muy notoria su naturaleza destructiva  pues nunca le bastará su mediocridad inherente sino que además se dedican a instaurar y consolidar la esclavitud de los pueblos gobernados, única forma que entienden para sostenerse en el poder, comenzando por el exterminio de la empresa privada, verbigracia: la  isla-cárcel Cuba y la Corea del Norte.

Aquellos países que han merecido  la gracia de Dios para librarse de esa calamidad tuvieron que pagar el alto precio por dar cabida al socialismo, a un costo mucho mayor del correspondiente hoy a Venezuela.

Guerras civiles, rebeliones militares, levantamientos populares, o bien protestas masivas no violentas pero de larga data, han sido entre otras las vías más empleadas por los pueblos del mundo en su lucha vital para salvarse de la esclavitud. Es con base en tan duras experiencias que entendemos la pertinencia de proseguir el esfuerzo  por convocar a una Asamblea Nacional Constituyente que devuelva a Venezuela la capacidad real para decidir  su futuro sin mayores traumas que los del presente, algo de imposible cumplimiento bajo la tiranía socialista en gobierno.

La vía institucional para restablecer la efectiva vigencia de la Constitución está cerrada, Giordani nos lo volvió a recordar. ¡Viva la República de Venezuela¡ Ora y Labora.



sábado, 21 de junio de 2014

El Tigre, viernes 13 de junio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy
El Socialismo versus La Democracia

Es en esos términos y no bajo la errada  aceptación del socialismo como  variante democrática, como corresponde plantear la disyuntiva existencial que embarga a Venezuela desde la ¨Masacre del Silencio¨ el 11 de abril de 2002.  El socialismo es una ideología  esencialmente  incompatible con la democracia pues siendo esta una doctrina política favorable a la intervención del pueblo en el gobierno, ninguna mayoría popular permitirá jamás, voluntaria y conscientemente el ascenso al poder político de quien siempre buscará esclavizarla.

Porque el socialismo como el ¨Sistema de organización social y económico basado en la propiedad y administración colectiva o estatal de los medios de producción y en la regulación por el Estado de las actividades económicas y sociales, y la distribución de los bienes¨ ello según definición de la Real Academia Española, siempre que asciende al poder político degenera en el caos tal como ocurre en nuestro país desde hace ya 12 años. Si esto es así: ¿Cómo se explica entonces que esa marca llamada socialismo ¨venda¨ tanto a la fecha presente? Simple: La radicalidad del pensamiento socialista no tiene su base en los métodos para alcanzar el poder político, sino más bien en la concreción de tal objetivo. Así entonces nada les resulta mejor que la conocida mutación a demócratas para ganar oportunamente el favor popular.

Luego, y solo luego, una vez afincados en el poder, proceden a mostrar su verdadero rostro esclavista. En la isla-cárcel Cuba fue mediante la insurrección armada bajo la bandera del nacionalismo y la democracia; derrocado el tirano de turno se mostraron como socialistas, negando de seguidas cualquier posibilidad de comicios auténticos, de eso van ya 55 años.

En Chile usaron el pacifismo y humanitarismo de Salvador Allende para hacerse del voto popular, aplicando a continuación  la ¨cartilla¨ socialista: estatizaciones de empresas privadas, control de precios, lucha de clases y demás etcéteras.

En Venezuela conocemos nuestro guion, lo padecemos día tras día, pero luchando, con la esperanza no solo de salir a la brevedad de esta pesadilla llamada socialismo sino además abrigando el deseo de su total desaparición como alternativa política entre los pueblos del mundo.

¿Sería entonces posible alguna victoria electoral del socialismo, en comicios generales auténticos? De allí nuestro apoyo para convocar a una Asamblea Nacional Constituyente, que en manos de la voluntad popular legítimamente expresada devuelva para Venezuela un régimen democrático de libertades. ¡Prohibido olvidar¡ ORA y LABORA.


jueves, 12 de junio de 2014

El Tigre, sábado 07 de junio de 2014
Ronny Padrón
Democracia Cristiana Hoy
Basta de complicidad con el socialismo.

Más allá de la complicidad como otra especie de la participación en el derecho penal venezolano, definida como quien de manera dolosa colabora o auxilia al autor de un hecho punible, y en tal sentido lo consagra el artículo 84 del vigente Código Penal, la realidad política de la Venezuela actual impone que digamos basta a la evidente cooperación que desarrollan connotados dirigentes demócratas dentro del proceso de esclavitud que tiene por autor al socialismo gobernante.

Ello es así por cuanto quién en su sano juicio, en esta Venezuela de hoy, aceptaría como válida la propuesta de un diálogo político incondicional con un régimen que a partir del 11 de abril de 2002  evidenció su propensión a emplearlo como instrumento de distracción pero jamás como vía de negociación política.

Quienes se han prestado para la reciente puesta en escena dentro del marco de una mal llamada ¨Conferencia de Paz¨ con el régimen socialista en gobierno, no hicieron otra cosa que legitimar en primer término a un régimen que es inconstitucional desde aquel 11 de abril, sostenido sí por la fuerza militar y el colaboracionismo demócrata, para luego propender a la cesación del proceso de protestas públicas, pacíficas y no armadas que  iniciadas el pasado 12 de febrero lleva por denominación ¨La Salida¨.

Es indudable que ambos objetivos fueron alcanzados por esa dirigencia demócrata colaboracionista, pero a un costo muy  alto: el pleno descrédito del que gozan sus personeros en esta lucha  por la liberación nacional. Esgrimir ahora en medio de una temporal suspensión la necesidad de sentarse a dialogar para evitar así una caracterización de intransigentes, constituye banalidad tratándose del socialismo en gobierno cuya impronta siempre ha sido la estafa. ¿Dónde estaríamos hoy si cuando menos hubiere un discurso valiente de liberación nacional en boca de la totalidad del movimiento demócrata?

Dicho esto no existe cortapisa moralmente válida  que restrinja nuestro apoyo a ¨La Salida¨ como expresión genuina de nuestra voluntad por la  liberación nacional en contra de la esclavitud socialista, considerando como fuere la inexistencia fáctica  de un Estado Democrático y Social de Derecho y de Justicia y por ende cualquier tratativa de naturaleza politica ante los órganos del Poder Público hoy secuestrados por el PSUV tienen solo carácter formal  a objeto de fundamentar los juicios penales y civiles  conducentes, una vez restablecida la efectiva vigencia de la Constitución, sea mediante la renuncia del usurpador Nicolás Maduro Moros, la rebelión popular conforme al artículo 350 o bien por  la Asamblea Nacional Constituyente ¡PROHIBIDO OLVIDAR¡ Ora y Labora.